Propiedades de los albaricoques (II)

Continuamos contándote las propiedades de los albaricoques:

El proceso para obtener los orejones consiste tan sólo en secarlos al sol. A finales de primavera se podría hacer una fotografía aérea de la zona mediterránea y se apreciarían manchas de color naranja por la extensión de albaricoques que se secan para que se conviertan en orejones.

Valor nutritivo

La dosis de hidratos de carbono de los albaricoques está entre 10 y 11 gramos por cada 100 gramos de fruta fresca; es, por tanto, una fruta con una concentración relativamente baja de azúcares. Su aporte de grasa es muy bajo pero, sin embargo, destaca entre las frutas por proporcionar hasta 1,5 gramos de proteínas, al igual que por su dosis de hierro que es de 0,54 miligramos.

Por su alto contenido en potasio (300 miligramos), y su bajo contenido en sodio (1 miligramo) se cataloga como una fruta diurética.

Su gran valor nutricional se lo proporciona la gran cantidad de carotenos que contiene. Estos colorantes vegetales que se pueden transformar en vitamina A en nuestro organismo son sustancias muy estables y resistentes, basta contemplar los orejones para comprender que estos colorantes perduran a pesar de haber sufrido un proceso de secado y de irradiación solar.

Su aporte calórico no supera las 45 kilocalorías por 100 gramos.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: