Formás de cocciones más frecuentes (II)

Formás de cocciones más frecuentes (II)

Te seguimos contando las diferentes formás de cocción más frecuentes que existen:

Hervido

Pasos a seguir:
Es una de las cocciones más comunes. Consiste en colocar los vegetales en una cacerola, cubriéndolos con abundante agua. Luego, dejar que hiervan a fuego mí­nimo hasta que estén tiernos.
Consejos de cocina: Elegir piezas o trozos de tamaño parejo.
Si lo desea, lavar bien la cáscara de los vegetales como, por ejemplo, la de la papa (patata), y cocinarlos con ella. Este modelo de cocción es ideal para preparar sopas, pucheros y guisos.
Evitar hervir las hojas de acelga junto a otros vegetales. Cubrirlas con abundante agua y dejar que la cocción  sea por un tiempo prolongado.
De esta manera, expulsarán los oxalatos da calcio que poseen. Luego, retirarlas de la olla, exprimirlas bien y desechar el lí­quido resultante.

Nishime

Es una sopa japonesa de gran consumo en la cocina macrobiótica.

Pasos a seguir: Para prepararla, tapizar el fondo de la olla con algas como: wakane, arame o kombu, y sobre ellas, agregar los vegetales. Luego, cubrir los ingredientes con agua y llevarlos a cocinar a fuego mí­nimo hasta que estén tiernos.

Escalado

Es un método que acelera la cocción de las hojas de los vegetales.

Pasos a seguir: En un recipiente con agua hirviendo, agregar sal marina e introducir los cabos de los vegetales. Dejar que se cocinen durante 15 o 20 segundos. Luego, incorporar las hojas y cocinarlas por menos tiempo.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: