Espinacas en todo su esplendor

Se debe tener en cuenta que parte de los beneficios que acompañan al consumo de espinacas, sobre todo en lo que a vitaminas se refiere, se pierden al cocinar las hojas. En este sentido, es aconsejable comerlas crudas en forma de ensalada, pues es la mejor manera de aprovechar todos sus nutrientes.

Si es así, mejor lavarlas bien y desechar los tallos demasiado fibrosos o duros antes de empezar con la preparación.

Si, de lo contrario, se opta por cocinarlas, al vapor es la manera más saludable de comerlas y el método de cocción que mejor conserva sus propiedades organolépticas.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: