Elaboración de la Leche Condensada

Elaboración de la Leche CondensadaPara la elaboración de la leche condensada primero se hace lo que se denomina leche concentrada. Esto se consigue deshidratando la eche, es decir, reduciendo parcialmente el agua que contiene la leche natural. Tras este proceso se obtiene la leche concentrada.

Añadiendo a ésta una concentración de azúcar, sacarosa, se obtiene finalmente la leche condensada. Las caracterí­sticas fí­sicas principales de la leche condensada son su espesura y sabor dulce, caracterí­sticas derivadas de las dos alteraciones a la que se somete la leche: reducir el agua y añadir azúcar.

Dependiendo del contenido graso de la leche empleada para su elaboración podemos encontrar en el mercado distintos tipos de leche condensada: entera,con un contenido del 5% de grasa, desnatada, con un porcentaje de grasa entre el 4 y 4,5 % y semidesnatada, menos del 1 %.

Existen también leches condensadas aromatizadas a las que se les ha añadido ciertos aromatizantes o conservantes permitidos.

Su vida útil y conservación es muy duradera, ya que su alto contenido de azúcar actúa como conservante.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: