Todo sobre nueces y avellanas

Enemigas de la línea. Verdadero y falso. Es verdad que son ricas en grasas (casi un 60% del peso total). Pero, si no se exagera con las cantidades y se limitan otros alimentos ricos en grasas animales, pueden consumirse.

Ricas sólo en grasas. Falso. Contienen buena cantidad de proteínas, minerales y vitaminas. La combinación de frutos secos con cereales da una proteína de alta calidad equiparable a la carne, pescado y huevos. Indicado en dietas vegetarianas.
Nocivas para el corazón. Falso. Contienen ácidos grasos insaturados que protegen el aparato cardiovascular. Son ricas en vitamina B6, que interviene en el metabolismo de la homocisteína ayudando a disminuir los niveles de este aminoácido. Niveles altos de homocisteína son riesgo de arteriosclerosis y trombosis.
Vitaminas importantes. Verdadero. Nueces y avellanas proporcionan vitamina E (antioxidante): 20 g aportan una buena dosis de vitamina E que junto con el aceite de oliva, cubre las necesidades diarias de esta vitamina. Gran fuente de vitaminas del grupo B.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: