Usa moderadamente tu barra de labios

Usa moderadamente tu barra de labiosDía tras día usamos un montón de productos, ya sean de cosmética o de otro tipo y no tenemos ni idea de lo que realmente estamos usando. Hoy os vamos a hablar de las barras de labios.

¿Alguna vez te has preguntado qué contiene? ¿Cómo se fabrica? A nivel muy básico podemos explicarlo diciendo que se trata de una mezcla de ceras, aceites y grasas. Éstas se funden en un recipiente, se le añade colorante que dependiendo del color contendrá ácido carmínico, si el tono es rojizo, óxido de hierro si es amarronado u óxido de titanio en caso de que el color sea blanco.

Una vez mezclado, se agita durante horas y se agrega un aroma y/o un sabor, se filtran las impurezas y se deja enfriar. Una vez enfriado se pasa a los moldes, para ello se funde previamente de nuevo. Para finalizar se pasa a los tubos de plástico, se esteriliza y se le da el acabado final que podemos encontrar en las tiendas.

¿Inofensivas? Por lo visto este producto no le parece tan inofensivo a los investigadores que han encontrado plomo, cadmio, cromo y otros metales en las barras de labios, que absorbidas en determinadas cantidades pueden traer problemas a nuestra salud. Se calcula que con uso diario intensivo, podemos absorber hasta 87 miligramos, por tanto, aunque no hace falta que tiremos las barras de labios, si deberíamos pensar en hacer un uso moderado de ellas.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: