Terrina de pollo con gelatina

Esta receta rinde para 4 porciones, y tiene una dificultad baja. Su tiempo de preparación es de 45 minutos, mientras que de cocción consume unos 25 minutos. Te aporta al organismo unas 385 calorías.
Rica en proteínas: La gelatina es una sustancia de origen animal, rica en proteínas y pobre en grasas y colesterol. Es muy nutritiva y de fácil digestión. Se la puede encontrar en dos presentaciones: en hojas o en polvo. Si se utiliza en hojas hay que calcular unas 6 a 8 hojas/litro de líquido. Si es en polvo, es necesario utilizar 40 g/l. Hay que dejarla cuajar para que tome consistencia.

 

Terrina de pollo con gelatina

Terrina de pollo con gelatina, Ingredientes

    • 1 pechuga de pollo
    • 500g de judías verdes
    • 250g de tomates maduros
    • 4 hojas de gelatina
    • Caldo de verduras
    • Tomillo
    • Aceite de oliva
    • Sal
    • Pimienta

     


Terrina de pollo con gelatina, Preparación

  1. Cuece las judías: Lava las judías, despúntalas, córtalas en trozos y ponlas en una cazuela. Escalda los tomates, pélalos y córtalos en dados. Añádelos a la cazuela. Pon tres cucharones de caldo y cuécelo a fuego suave durante 10 minutos.
  2. Fríe la pechuga: Mientas se están cociendo las verduras, puedes ir pasando la pechuga. Para ello, salpimienta bien y espolvoréala por todos los lados con el tomillo. Acto seguido, dórala en la sartén con un poco de aceite.
  3. Prepara la terrina: Con un poco de mantequilla, engrasa bien un molde para terrina. Coloca en primer lugar una base de verduras, pon en el centro la pechuga y a continuación, cubre con el resto de las verduras.
  4. Añade la salsa: Calienta 250 ml de caldo y añade las hojas de gelatina, previamente remojadas bajo el chorro de agua fría. Mezcla hasta que estén bien disueltas. Pásalo por un colador y cubre la terrina. Deja enfriar en la nevera hasta que cuaje.

Deja un comentario