Sopa de cebolla

Una sopa muy gustosa y nutritiva por la cantidad de propiedades que le aporta la cebolla al organismo, perfecta para un día de invierno. Muy sencilla de preparar, rinde para 2 personas. Ideal para comerla con tostadas.

Sopa de cebolla

Sopa de cebolla, Ingredientes

    • 2 cebollas
    • 50 g de mantequilla
    • 1 cucharada de aceite de oliva
    • 2 cucharadas de harina
    • 1 vaso de vino blanco
    • 2 tazas de caldo de carne
    • Sal y pimienta, a gusto
    • 100 g de queso gruyére

    Tostadas

    • 1 pan tipo baguette
    • 50 g de mantequilla fundida

Sopa de cebolla, Preparación

  1. Pela las cebollas y córtalas en aros finos. Saltéalas en una sartén con la mantequilla y el aceite de oliva hasta
    que estén apenas doradas. Espolvorea con la harina y cocina durante un minuto más.
  2. Incorpora el vino, cocina a fuego lento hasta evaporar el alcohol y luego agrega el caldo de carne. Cocina durante 5 minutos. Condimenta con sal y pimienta a gusto.
  3. Para las tostadas, corta el pan en rodajas de 2 cm de espesor, aproximadamente. Pincélalas con la mantequilla fundida y cocínalas en un sartén hasta dorar de ambos lados. Retira y reserva.
  4. Coloca una tostada en el fondo de un tazón o taza grande. Vierte la sopa hasta llenar. Coloca otra tostada y espolvorea con el queso gruyere rallado.

Consejo: Si deseas, puedes espolvorear las tostadas con la mitad del queso gruyére y gratinarlas en el horno antes de colocarlas en las tazas. Luego espolvorea la sopa con el queso restante.

Deja un comentario