Hamburguesas de pollo de Ythamar

Entrepucheros te invita a preparar esta receta de Hamburguesas de pollo de Ythamar

Hamburguesas de pollo de Ythamar

Hamburguesas de pollo de Ythamar, Ingredientes

    • 1 KG DE PECHUGAS DE POLLO DESHUESADAS Y MOLIDAS
    • 1 CEBOLLA
    • 1 RAMITO DE PEREJIL
    • 5 DIENTES DE AJO
    • 1 PIMENTON ROJO
    • 1 PIZCA DE CANELA EN POLVO
    • 2 HUEVOS
    • 25 GRS DE PAN MOLIDO
    • SAL
    • ACEITE

Hamburguesas de pollo de Ythamar, Preparación

Se coloca el pollo en un envase para amasar, se le agregan la sal, la canela, los huevos, el pan, el aceite y se amasa bien; se cortan la cebolla, el perejil y el pimentón chiquito y se agregan a la masa; se salpimientan y se hacen las hamburguesas; se colocan sobre la brasa o sobre un grill y se cuecen sin arrebatar. Acompañar con ensaladilla de papas y pan negro; o dentro del pan de hamburguesas con su respectivo contorno.

Esta receta la elaboré en la casa de mi querida prima Diana Rivero, en la ocasión de la llegada de su hijo Igor Pérez, quien venía de Mexico; pero la realidad verdadera es que el motivo de trasfondo para esta preparación lo constituía agradar el paladar refinado de mi segunda prima: YTHAMAR PEREZ, hija mayor de Diana. Ythamar es una mujer sencillamente excepcional, de profesión Educadora, de talante soñador y de temperamento fuerte y emprendedor. Ythamar proviene de una familia de abolengo musical, donde su tatarabuelo Don Pompeyo Rivero,”Maestro de maestros” como se le conocía, supo plasmar en su hijo Elías el plasma sanguíneo de los dioses, ese que ha corrido en tantas venas de aquellos bendecidos por los dones de las musas Erato y Talía y que se ha conocido como la mas bella de las artes bellas ¡La Música! …Pero Ythamar no solo representa la referencia sino que además nos ofrece en fina expresión del arte, su acendrado y nada oculto talento genético , el que a su vez es bien desarrollado a través del buen uso que le da a su “cuatro” y la candorosa voz melódica de la que se ufana en exhibir, la misma que no escatima en regalarnos cuando se suceden las tenidas musicales en familia; pero es además Ythamar excelente creadora en el milenario arte de la restauración alimenticia, y donde nos ha sorprendido con expresiones culinarias tan acertadas como : su “antipasto”, sus diferentes formas de cocinar el pescado y las tradicionales hayacas, pero nada como su inolvidable receta de “Quinchonchos verdes” . Ythamar posee un corazón verdaderamente amplio y resistente al maltrato propio que experimenta el que no tiene reparos en entregarlo sin reservas, pero además posee un corazón tan inmenso como el mar que vigila su casa en el oriente de Venezuela, donde reside junto a su par de retoños, un par de “Esmeraldas” risueñas, que son portadoras felices de las sonrisas mas expresivas y contagiosas que nos ofrece la juventud en ciernes, y que representan, estoy segurísimo de eso, la continuidad del porte altruista y el encantador despejo natural de su madre, siempre alegre, siempre artista, pero siempre alerta, y que si alguna virtud escaseó en su digna madre, estas lo legarán con el mismo ahínco y vehemente desprendimiento con que lo hubiese entregado Ythamar, y es que personas como Ythamar que han hecho carrera sin contar con los comodines que ofrece la vida, que como muchas mujeres en este país la diferencia de sexo entre débil y fuerte, es solo cuestión de “cliché” y en nada representa algún “handycap” para excusar el deber y la responsabilidad propias de quien cree y quiere la continuidad de la extirpe por la vía de los valores humanos y la excelencia; personas como Ythamar estarán siempre vivas y vigentes en el recuerdo de muchos, sobre todo cuando la vida nos refiera a algún evento donde se ponga a prueba la vulnerabilidad del corazón, o lo que es lo mismo: la capacidad de dejarse herir por las heridas ajenas …. . Ah, Ythamar sueña con que su familia siga creciendo…no se si por la llegada de su tan anhelado nieto o por algún gastrónomo poeta y músico que se decida a unir voluntades….

Deja un comentario