Higiene en las verduras

Quizás sueles comprar en los supermercados las bolsas de ensaladas ya preparadas solo para ponerles su aliño o las bolsas de zanahorias u otras verduras que te venden en pequeñas bandejas y que son bastante útiles cuando no sois muchos en casa.

Sin embargo, muchos se olviden que esas verduras, no por el hecho de estar envasadas, quiere decir que ya no tengamos que lavarlas, al contrario, hay que lavarlas de igual modo que las verduras que compramos en una frutería, o la ensalada que ya está preparada.

La higiene, ante todo, también ha de darse en estos productos y es algo que nos olvidamos o que pensamos ya ha hecho otro al envasarlas y, si, puede ser cierto, pero lavarlas un poco no nos cuesta nada y eliminamos, no solo lo que pueda contener, sino también le damos un poco de frescura a esa verdura y le quitamos el olor a “bolsa” que algunas verduras tienen.

A la hora de lavar las verduras muchos lo que hacen es echarle agua por encima y frotar un poco la piel de la misma para eliminar tierra, impurezas o lo que tu ojo no llega a ver. Eso es algo normal. En el caso de las verduras envasadas puedes hacer lo mismo.

Otras personas lo que hacen es llenar un barreño para echar las verduras y poner una o dos gotas de lejía (no más) para que las bacterias desaparezcan. Yo no suelo hacerlo pero no has de temer que las verduras cojan el sabor a lejía o que te vaya a pasar algo si comes esas verduras, es una forma de limpiarlas, no la que todos usamos, pero sí algunas personas.

Normalmente, con pasar las verduras bajo el caño de agua es suficiente pero, si la ves muy sucia, entonces límpiala bien antes de trabajar con ella.

Compartir este artículo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: