Olla de San Antón o Sanantonada

La festividad de San Antón, que se celebra el 17 de enero, trae consigo unas tradiciones gastronómicas muy variadas,  todas ellas de origen humilde y directamente relacionadas con la celebración de esta efemérides.

Es tradicional en esta fecha en muchas regiones de España llevar a las mascotas a la parroquia para que sean bendecidas, ya que San Antón es el santo patrón protector de los animales. Alrededor de este rito se desarrollan una serie de acontecimientos gastronómicos y culturales de gran tradición.

San Antón, representado en la iconografía cristiana con un cerdo a los pies como símbolo de dominación de la impureza, es honrado en muchas zonas de España el día 17 de enero con diversos platos típicos. Uno de ellos, que es el que vamos a tratar hoy es la Olla de San Antón o Sananatona, que consiste, básicamente, en un plato de alubias con matanza de cerdo. Una coincidencia que, a modo de curiosidad, resulta muy llamativa.

La preparación y el nombre del receta difiere según la zona donde se prepare, aunque la base de la elaboración de este plato es prácticamente igual. Por ejemplo, en Granada se conoce como Olla de San Antón, mientras que la zona centro se conoce como Sanantona.

Vamos a preparar esta receta según la forma que se cocina en Zamora, donde recibe el nombre de Sanantonada. He elegido esta receta porque me apetece estrenarme en EntrePucheros honrando a mi tierra.

Olla de San Antón o Sanantonada

Publicado el por Maika - Entrepucheros.com
Actualizado:

estrellas basadas en 0 reviews
Personas: 4

Ingredientes

    • 500 gr. de alubias blancas
    • 1 oreja de cerdo
    • 1 mano de cerdo
    • Medio morro de cerdo
    •  2 atados de chorizo
    • 150 grs. de jamón
    • Rabo de cerdo
    • Morcilla (optativa)
    • 1 cebolla
    • 2 hojas de laurel
    • 2 ajos
    • sal

Preparación de Olla de San Antón o Sanantonada:

Previamente a la preparación de la Santantonada, pon las alubias a remojo, entre 12 y 24. horas antes

En primer lugar hay que preparar los productos del cerdo. Limpia, cuece en agua con sal y trocea el morro, la oreja, la mano y rabo). Reserva las carnes y el caldo.

A continuación, en una cazuela amplia se ponen las alubias con el caldo, un  casco de cebolla, el laurel, los ajos, el chorizo en rodajas y el jamón cortado. Deja cocer hasta que las alubias estén bien tiernas. Entonces, agrega el picadillo que reservado y deja que todo de un hervor. Rectifica de sal si fuera necesario.

Si deseas añadir morcilla, cuécela por separado e incorpórala después.

Sugerencias:

Como todo buen guiso, está más sabroso preparado en el día anterior.

Si no quieres tirarte toda la mañana pendiente del puchero puedes utilizar la olla a presión para ahorrar tiempo.

 

Foto: jmelero

Post Comment